Las reglas del posicionamiento SEO en  buscadores cambian y evolucionan año tras año. Nada puede darse por sentado. A todos los profesionales del ámbito del posicionamiento no les queda otra que “adaptarse o morir”. Lo que servía un año puede ser causa de penalizaciones el siguiente, y viceversa.

1. Ya no basta con conseguir clics en la página web

Hace años bastaba con conseguir el “clic” en tu web. Ahora los motores de búsqueda se centran en cómo las personas interactúan con el sitio. Hay que satisfacer al usuario: ¿Encuentran los usuarios las respuestas que están buscando cuando entran en su sitio? o ¿entran y salen?

2. Las palabras clave no son el principio y el fin de todo

Hay que hacer algo más que incluir palabras clave en el título y el cuerpo del artículo. Google presta atención alcontenido y al valor del artículo. Antes, si se quería posicionar una web bajo la palabra clave“restaurantes en vseo posicionamiento webalencia”, bastaba con incluirla tres o cuatro veces en el post. Pero a día de hoy los profesionales del posicionamiento web no debemos pensar exclusivamente en insertar hasta la saciedadlas palabras clave y sus variaciones, se debe tener un pensamiento más global. Para optimizar semánticamente una página web se debe tener una visión temática, incluir  palabras y frases que tengan relación con esa palabra clave principal.Un abuso de la Keyword puede ser motivo de sanción por parte de Google, justo lo contrario de lo que se pretende.

3. Hay que centrarse en la experiencia del usuario.

Si el sitio web no tiene una navegación sencilla, difícilmente conseguirá retener a los visitantes. La única forma de aumentar la participación de los usuarios y reducir el porcentaje de abandono es mejorando la usabilidad web. Pero… ¿Cómo conseguirlo?:

• Instalando un mapa de calor para poder estudiar el comportamiento de los usuarios. Esto puede ayudar a entender cómo se está utilizando el sitio web y dónde se pueden hacer mejoras.

• Evitando la publicación de contenido irrelevante. Los mensajes deben ser claros, concisos y fáciles de entender.

• Mejorando la velocidad de carga de las páginas para que los usuarios no abandonen su sitio debido a la frustración.

• Optando por un diseño simple y coherente en cada página. Hay que elegir colores atractivos visualmente para los usuarios, pero que no distraigan la atención. También se debe apostar por un menú de navegación razonable, sin abusar de los sub-menús, y evitar el “scroll” infinito.

• Apostando por un diseño web responsive que se adapte a los diferentes formatos de dispositivos de acceso

En general, está claro que la usabilidad y experiencia de usuario son factores importantes a tener en cuenta, no sólo por el posicionamiento en los motores de búsqueda, sino también para el beneficio de su empresa en conjunto.

4. Utilizar imágenes únicas.

Como todos sabemos, las imágenes son de gran ayuda para posicionar una web siempre y cuando se cuide el nombre que se le pone al archivo, se optimice la etiqueta alt, el título, la descripción y la leyenda. Pero además de todo esto, también es importante utilizar imágenes originales. Cuando hablamos de imágenes, es necesario tener mucho cuidado durante su búsqueda. No se puede usar Google para recoger cualquier imagen y añadirla en el artículo sin más; muchas de estas imágenes pueden estar protegidas por derechos de autor. Se deben utilizar sitios libres o sitios de pago para encontrar la imagen adecuada para el artículo, aunque lo más adecuado sería producir imágenes personalizadas.

5. Conseguir enlaces de calidad

En este caso es mejor calidad que cantidad. Es mejor tener pocos enlaces y de calidad que muchísimos enlaces irrelevantes, de poco peso e innecesarios. Es importante tratar de incluir enlaces en páginas con cierta autoridad y que estén relacionados con la materia de tu sitio web.

6. Apostar por las redes sociales

Google clasifica las entradas de los blogs y los sitios web en función de su relevancia. Además de determinar su credibilidad en función de los enlaces que reciben, también tiene en cuenta las veces que se comparte en redes sociales. Hay que tener muy claro que Google ama Google+, así que toda empresa debería dedicar, al menos, 10 minutos diarios a supágina de Google+, ya sea para publicar algo en su perfil de negocio, o publicar su contenido en las comunidades de Google+.

“Lo que no se sabe” es realmente lo que hace daño al posicionamiento web o SEO. Es importante saber qué trabajos ayudan al SEO, cuáles son una pérdida de tiempo, cuáles empeoran el posicionamiento…

No debemos ignorar el poder de los enlaces (backlinks)

Conseguir backlinks es clave para mejorar el posicionamiento. Ahora bien, poner siempre el mismo texto de anclaje una y otra vez puede ser causa de penalización por parte de Google. Es decir, si queremos posicionar una web especializada en aumento de pecho no podemos poner siempre el mismo anchor text en los backlinks, tipo: “aumento de pecho” o “aumento de senos”, debemos jugar con nuestra palabra o palabras claves combinándolas con nuestro nombre de marca, algo que quedaría más o menos así:  “especialista en aumento de pechos Dr. Terrén”. También podemos utilizar nuestra palabra clave dentro de un anchor text que sea una frase: “como explica el Dr. Terrén, experto en aumento de mamas”.

Tampoco vale todo a la hora de buscar sitios donde dejar nuestros enlaces. Hay que evitarlas “granjas de enlaces”, sitios que funcionan como listados de enlaces hacia sites externos y que Google persigue y penaliza. Se deben buscar sitios relacionados con la temática de la web que queremos posicionar, en el caso de nuestra clínica de aumento de pecho lo mejor sería buscar páginas relacionadas con el mundo de la estética, la cirugía, la salud, la belleza… También pueden buscarse páginas de autoridad, como pueden ser diarios electrónicos.

Tampoco es natural tratar de enlazar únicamente nuestra página de inicio, hay que diversificar los enlaces, mover también las páginas internas de la web. Consiguiendo variedad en los enlaces se dota de más fuerza a las páginas internas y se consigue aparecer en los motores de búsqueda con varias páginas.

No subestimes el valor del contenido

Crear “contenido valioso” debe ser el corazón y el alma de una buena estrategia SEO. En primer lugar hay que asegurarse que el contenido sea relevante. No vale escribir cualquier cosa para poder incluir enlaces. Hay que apostar por un contenido fresco, de calidad, fácil de leer, totalmente original y que proporcione valor a los lectores. Las tasas de rebote y tiempo de permanencia de un usuario en el sitio web ayudan a Google a la hora de determinar si el contenido es atractivo y digno de aparecer en los primeros puestos.

Otro error habitual es el de duplicar contenido. No solo hablamos de copiar contenido de otras webs, sino de tener varias páginas en el sitio con el mismo contenido.También proliferan las páginas con poco o ningún texto, con diseños preciosistas basados en imágenes pero que a la hora de verdad tienen pocas posibilidades de posicionarse. Google prefiere las webs con textos extensos e informativos.

Una buena estrategia de contenidos se traducirá en el aumento de las visitas y en la proliferación de enlaces entrantes.